Retención

Mantén tu nueva sonrisa... ¡para siempre!

La fase de retención es imprescindible para que todos los cambios
que has conseguido en tu sonrisa con tu tratamiento de ortodoncia
se mantengan estables y duren para siempre.

Lo retenedores de ortodoncia te ayudarán a conseguirlo...
no dejes de utilizarlos.

Retenedores removibles


La aparatología móvil de retención consiste en una fina lámina de plástico transparente que rodea totalmente a todos los dientes y que evita su desplazamiento mientras los dientes se están estabilizando en la nueva posición dada durante el tratamiento. Estos retenedores transparentes son muy cómodos y estéticos.

En algunos casos puede estar indicada la utilización de una placa de retención (placa de Hawley), la cual consta de una parte acrílica adaptada al paladar, un alambre por la superficie externa de los incisivos y caninos y unos ganchos de sujección en la zona de los molares. Cada vez se utiliza menos este tipo de aparatología de retención, pero en algunos casos es necesaria.

Inicialmente los retenedores removibles comienzan a usarse durante todo el día (deben quitarse para las comidas y para la higiene oral y limpieza del aparato) y progresivamente se van reduciendo las horas de uso hasta que se utilizan sólo mientras esté durmiendo. Finalmente, una vez estabilizadas las posiciones dentarias y dependiendo de cada caso, pueden dejar de utilizarse.